RESOLUCIÓN DE LA UNIÓN LOCAL DE HUETOR- TAJAR APROBADA EN EL I CONGRESO DEL S.A.T. SOBRE EL CAMBIO DE LOS JORNALEROS/AS A LA RAMA GENERAL

Los sindicatos oficiales CC.OO-UGT, la patronal, el PSOE-PP (y PA-IU callan), es decir las fuerza políticas y sociales andaluzas nos han vendido este cambio como un triunfo de los jornaleros/as andaluces y extremeños. Desde nuestra asamblea entendemos que más que un triunfo ha sido un robo de derechos ya conseguidos por los obreros/as del campo. Por ejemplo, las compañeras/os que cobran el subsidio del campo antiguo cuando cumplen 52 años cobran los 365 días sin peonas hasta que se jubilen y valen las peonas del PER. Las compañeras/os que cobran la renta agraria cobran solo 300 días al año, le hacen falta las peonas hasta los 67 años que se jubilen, las peonas del PER no les valen para cobrar la renta agraria. La firma del patrón sigue haciendo falta cuando el médico te da la baja para poder cobrar la baja por enfermedad. Quiere decir esto que los que apoyan este cambio de los trabajadores/as del campo lo único que hacen es robar derechos a los obreros del campo y obligan a los obreros a comprar las peonas para cobrar la renta agraria hasta que se jubilen con 67 años. y tener que arrodillarse al patrón cuando te hacen falta las peonas. Encima de pagárselas, se lo tienes que agradecer. De estas sinrazones y abusos quien va a ser más perjudicadas son las mujeres que no las quieren para la recogida de la aceituna, ni a los hombres mayores de 45 años, ni a los jóvenes que no han trabajado en el campo, ya los que vienen de otras ramas del trabajo que están en paro, como los compañeros/as de la construcción. A las mujeres se lo dicen claro: no te damos trabajo que eres mujer y tienes menos fuerza física que los hombres. Tratan a las jornaleras como si fueran bestias o máquinas sabiendo que están incumpliendo los derechos humanos y la ley de igualdad, el estatuto de Andalucía yeso que cobran subvenciones millonarias de dinero público de todos los andaluces/as. Rechazar una mujer por ser mujer se puede denunciar ante los tribunales y se ganaría el juicio seguro. Les debería de dar vergüenza de presumir tanto de paridad e igualdad, sobre todo a la hora de hacer las listas electorales. ¿Por qué la mujer cobra menos que el hombre haciendo el mismo trabajo? PROPONEMOS lº Que toda la tierra pública que tengan los ayuntamientos, las diputaciones, la Junta de Andalucía, el Estado, se pongan en manos de los ayuntamientos para la creación de puestos de trabajo. Como las vías pecuarias que sólo con las aceitunas que se crían en ellas comerían muchas familias y no tendrían que arrodillarse ni a Cáritas ni a ningún cacique a pedirle limosna. y las aceitunas que dejan tiradas en los olivares (como cobran la subvención por pedazo de olivar y no por kilos) proponemos que los parados/as las puedan coger y las puedan vender. La tierra de las vías pecuarias que las cojan los parados/as. 2º Llegó la hora de solidaridad. Los funcionarios que tienen tierras y no las explota deben de ceder el terreno para que lo cultiven parados/as. También los que tienen tierra y viven de otros (pensionistas que tienen mucha tierra o comerciantes ricos). 3º Reparto del trabajo. Que no se echen más de seis horas, y si se echa una más que se pague extra. Que vayan al tajo el mismo número de hombres y mujeres. 4º Los ayuntamientos que hagan un plan de trabajo público en el campo para que las peonas sirvan para todos los que necesitan firmas para cobrar el subsidio agrario y la renta agraria. Hacer un banco de tierra público para hacer cooperativas de trabajo asociado, sociedades laborales y huertos individuales o colectivos para parados/as. Nos tendremos que organizar para que los compañeros/as de la renta agraria cuando cumplan los 52 años cobren sin peonas lo mismo que los del subsidio agrario. Este es un derecho conseguido para todos los trabajadores/as del campo de Andalucía. Que se organicen las mujeres y los hombres que no los han avisado para la aceitunas para ir a las fincas grandes a exigir trabajo igual que hacen los compañeros/as del SAT en Sevilla que van a los grandes cortijos de la Duquesa de Alba y otros caciques para que le den trabajo. Para todo este objetivo hace falta la unidad de la clase obrera hueteña y andaluza.

Unión Local de Huétor Tájar.
Aprobada por unanimidad en el I Congreso del S.A.T.

Anuncios