Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras de Granada – Granada

El blog granadino del Sindicato Andaluz de Trabajadores/as

81 aniversario del asesinato de Blas Infante

81 aniversario del asesinato de Blas Infante

Un día como hoy, hace ochenta y un años, era asesinado en la carretera de Carmona a Sevilla (a la altura del cortijo del “la Gota de Leche”) Blas Infante, incansable luchador y militante por la soberanía de su tierra y padre de la patria andaluza. Unos pocos días después del mismo 1936 era liquidado Federico García Lorca por los esbirros del mismo feroz despotismo.

Al entrar en la vieja Facultad de Derecho de Granada por la puerta de la plaza de la Universidad, puede observarse a la izquierda una placa donde se recuerda que Blas Infante cursó y aprobó sus estudios en esta facultad. En ese mismo edifico (utilizado en 1936 como sede del Gobierno Civil) estuvo detenido, hasta ser conducido a Víznar para su ejecución, Federico García Lorca. Ambos fueron vilmente asesinados con sólo 9 días de diferencia. y con sendas balas pretendieron callar sus voces cargadas de justicia, razón y esperanza. Los crueles asesinos segaron la vida de ambos, pero hicieron inmortales sus palabras y pensamientos aunque al día de hoy sigamos ignorando el paradero de sus restos y de las fosas en que fueron enterrados.

Blas Infante placa

Junto con Blas y Federico decenas de miles de andaluces y andaluzas fueron asesinados a partir del 19 de julio de 1936 en cuarteles, tapias y cunetas de toda Andalucía;  mientras que otros centenares de miles fueron represaliados y desposeídos de sus más básicos derechos como ciudadanos.

Hoy, cuando se cumplen ochenta y un años del asesinato de Blas Infante, el nombre de uno de sus asesinos sigue intitulando un colegio público en Peñaflor (Sevilla), pero el Estado Español se niega a revocar la sentencia condenatoria (dictada tras su muerte sin juicio) que pesa sobre el recuerdo del padre de la patria andaluza. Del mismo modo, decenas de miles de fusilados, “desaparecidos” y represaliados junto a sus familias siguen siendo ignorados y condenados por el silencio cómplice de los gobernantes.

Hoy, diez de agosto, es nuestro deber poner en valor sus ideas y hacer imperecedera la llama del recuerdo de Blas Infante, uno más de los desaparecidos a manos del fascismo español. Del mismo modo, hoy es el mejor día para estar al lado de las miles de familias del resto de víctimas condenadas al ostracismo, y de exigir que se haga justicia con ellos definitivamente. En su recuerdo, en el de Federico, en el de Blas Infante Pérez, exigimos Verdad, Justicia y Reparación.

Sindicato Andaluz de Trabajadores /as.

Unión Territorial de Granada

 

En recuerdo de los tres obreros asesinados en la Huelga del 70.

En recuerdo de los tres obreros asesinados en la Huelga del 70.

Antonio Huertas Remigio murió de un tiro en la sien. Lo mataron en la mañana del 21 de julio de 1970, cuando participaba en una manifestación pacífica durante la huelga de la construcción de Granada. Era martes y se escribía otro siniestro episodio del terror policial que imponía la dictadura franquista. La policía abrió fuego contra los 2.000 huelguistas que participaban en la protesta. Fallecieron tres obreros. Antonio Huertas era uno de ellos. Tenía 21 años. Pedía un sueldo base de 240 pesetas diarias, una jornada laboral de ocho horas y la abolición del trabajo a destajo y de las horas extras. En la protesta laboral le arrebataron la vida, como a Manuel Sánchez Mesa, como a Cristóbal Ibáñez Encina. (Amina Nasser, PÚBLICO)

Huelga del 70 (3)

Han pasado 47 años, pero desde la Unión territorial del SAT de Granada, los tres trabajadores asesinados en la Huelga del 70 siguen absolutamente presentes como ejemplo patente de las luchas obreras en Granada y Andalucía. Antonio. Crsitóbal y Manuel son hoy ejemplo de la generosidad y la entrega de los trabajadores que, basándose en la solidaridad y el apoyo mutuo, pusieron las bases de unas mejores condiciones laborales y del reconocimiento de unos derechos para todos y todas.

Cuarenta y siete años después, cuando desde la patronal y el gobierno se nos quieren arrebatar estos derechos conseguidos a base de lucha y sangre, los afiliados y militantes del Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras no podemos menos que honrar la memoria de los mártires de la nuestra lucha obrera y seguir reivindicando y defendiendo a pie de tajo nuestros derechos.

Antonio Huertas Remigio, Cristóbal Ibáñez Encina y Manuel Sánchez Mesa son mártires de la clase obrera andaluza y vuestro ejemplo de lucha no nos abandonará en ningún momento.

Para ellos y sus familias va nuestro homenaje. Exigimos verdad, justicia y reparación.

SAT Granada.

Unión Territorial

Granada hacia el 4 de diciembre.

Granada hacia el 4 de diciembre.

 

 

4 D Granada

 

Este año se cumple el 40 aniversario de aquel histórico 4 de diciembre de 1977 que convocó a millones de andaluces en las calles de nuestra tierra. La conmemoración de la efeméride del 4D se manifiesta en 2017 como una cita indispensable que reivindique a Andalucía y a los andaluces como los verdaderos protagonistas de sus vidas y con el derecho a su soberanía y a diseñar el propio futuro.

El 4 de diciembre de 1977 Granada vivió una de las mayores manifestaciones de la llamada Transición. Como en el resto de Andalucía, decenas de miles de granadinas y granadinos salieron a las calles ilusionados en recuperar su destino negado y en demanda del reconocimiento de unas realidades y necesidades vitales ignoradas históricamente desde los gobiernos del Estado Español. En esa fecha, los y las andaluzas salimos a la calle acuciados por el desempleo, por la falta de un futuro vital, por unas políticas económicas contrarias a nuestros intereses; imbuidos por nuestra propia dignidad que nos hacía pedir el autogobierno como primer paso para subsanar la deuda económica y moral que el Estado Español mantenía con nuestra patria. Hoy, cuarenta años después, poco parece haber cambiado: paro, emigración, pobreza, el tener que soportar la tiranía de un régimen basado en el clientelismo y el nepotismo, la ausencia de un futuro próspero y en libertad nos siguen marcando una realidad cotidiana asfixiante y frustadora de un mañana digno. Andalucía, cuarenta años después, sigue siendo una nación negada y desposeída que ha sido explotada y saqueada sin que el pueblo andaluz detente la capacidad real y efectiva de evitarlo al serle secuestrada su soberanía.

En 1977 y en los años posteriores más inmediatos, los y las andaluzas infringimos al Régimen del 78 uno de sus mayores reveses; rompimos la baraja del pacto autonómica diseñado por las élites políticas y obtuvimos el reconocimiento a la innegable historicidad de nuestra nacionalidad y el derecho a jugar, dentro del Estado, con las mismas reglas que otros. Luego llegaron las traiciones, los recortes políticos y económicos, la vuelta al subdesarrollo provocado por la élites políticas y económicas para poder explotarnos mejor.

4D 2016 Sevilla

Hoy, tras cuarenta años de más oprobio, se impone salir de nuevo a la calle en defensa de la autodeterminación del pueblo andaluz, del derecho del pueblo andaluz a la plena posesión y al libre ejercicio de su soberanía. Para nosotros, hombres y mujeres trabajadores del SAT, granadinos y andaluces, ese derecho a la soberanía debe ser la piedra angular sobre la que se levante el edificio de la Igualdad y la Justicia Social.

Por todo ello, desde la Unión Territorial del SAT de Granada invitamos a y todas las organizaciones sociales y de izquierdas y a todos los trabajadores conscientes de cuál es nuestra situación actual a que participen junto a nosotros en las reuniones que vamos a convocar para conformar una plataforma que organice una gran manifestación este 4D y a que secunden tan transcendental convocatoria para nuestro futuro.

Sólo el pueblo salva al pueblo.

¡Viva Andalucía libre y soberana!

 

Paco Cabello.

Portavoz Territorial del SAT de Granada

 

Cerro Libertad: el 23 de junio tenemos juicio.

Cerro Libertad: el 23 de junio tenemos juicio.

facebook_1497611128055

El próximo 23 de junio a las 9’30 horas serán juzgados cerca de 20 compañeros y compañeras por la ocupación del Cerro Libertad. Tras más de cinco años de abandono de la finca, los que hoy son juzgados han sembrado la tierra, desvaretado los olivos y limpiado, reformado y saneado el cortijo. Ahora, las autoridades y el banco BBVA los denuncian por “ocupación y daños”.  Una cosa sí está muy clara: sea cual sea la sentencia la ocupación del Cerro Libertad va a seguir adelante.

¡La tierra es para quien la trabaja!

¡Viva el Cerro Libertad!

A continuación os adjuntamos el comunicado del Portavoz Nacional del SAT, öscar Reina.

El próximo viernes 23 en Jaén, estamos citados a Juicio por defender como dice nuestro himno la Tierra y la Libertad.

Aunque estoy citado, volveré a ejercer la Desobediencia Civil Pacífica a través de la Insumisión Judicial, no entraré por lo tanto al juicio.

Pero no me quedaré en casa de brazos cruzados, estaré donde siempre estuve, al lado de mis compañer@s apoyándolos en la puerta del juzgado. Aquí está mi cuerpo, en pie, mientras la sombra aguante, hasta que el sentido común sea costumbre.

Viva Andalucía Libre.

¡Andrés Libertad!

¡El Cerro para el pueblo!

 

 

Dos importantes citas contra la represión.

IMG-20170603-WA0011

Los viernes 9 y 23 de junio tenemos dos importantes citas contra la represión. Sendos juicios, por las ocupaciones reivindicativas y autogestionarias de Cerro Libertad y Somonte, van a celebrarse.

Desde la Unión Territorial del SAT de Granada, queremos mostrar nuestra más enérgica disconformidad y repulsa antes las denuncias interpuestas por el banco BBVA y la Junta de Andalucía, respectivamente. Del mismo modo,  desde el SAT de Granada queremos dejar muy clara la decisión de continuar recuperando tierras y espacios para el disfrute y trabajo de la Clase Obrera Andaluza. Ni una ni cien mil denuncias nos van a hacer desistir de nuestro empreño.

¡La tierra es para quien la trabaja!

¡Basta ya de represión!

Sobre las manifestaciones por la capitalidad judicial de Granada.

chancillería 2.jpg

Hace pocas fechas fuimos testigos en Granada de una multitudinaria manifestación que reclamaba, más allá de la “capitalidad judicial” en Andalucía que recoge el Estatuto de Autonomía, la exigencia de que las nuevas salas que se crearán dentro del Superior de Justicia de Andalucía no tengan sede ni en Málaga ni en Sevilla.

Que estas manifestaciones se produzcan y que determinados colectivos hagan públicas sus exigencias entra dentro de la normalidad, lo que no es óbice para que nos sorprenda el ahínco y tesón que han puesto numerosas entidades y fuerzas políticas que se dicen de izquierda y progresistas en la reivindicación de la exclusividad en capitalidad judicial y de “salir en la foto” para no quedar empero rezagados en el viaje a ninguna parte que conlleva y significa este tipo de reivindicaciones.

¿En qué favorece a los trabajadores y el conjunto de los ciudadanos de Granada ostentar esa “exclusividad “en la capitalidad judicial andaluza? ¿Acaso es progresista obligar a los malagueños y a los sevillanos a trasladarse obligatoriamente a nuestra ciudad para solventar cualquier asunto propio del TSJA? ¿Por qué narices un país como Andalucía que está actualmente administrado en base a sus ocho territorios debe contar con una única sede judicial para determinados asuntos y pleitos? ¿En base a qué política o razones de equidad debe obligarse a un onubense, a un almeriense o a un giennense a trasladarse a Granada cada vez que el peso de la Audiencia caiga sobre él?

Cabría recordar que la Real Audiencia y Chancillería de Granada comenzó a existir en 1505, cuando, por orden de Isabel I, fue arrebatada a Ciudad Real, [1]. Por ese motivo, y por los sucesivos ordenamientos de reparto y ordenación judiciales ocurridos durante el paso de los tiempos, es por lo que hoy, y recogido dentro del Estatuto de Autonomía vigente, Granada ostenta la sede del TSJA. Así comprobaremos, que no es porque los granadinos seamos más listos, más guapos o más inteligentes que los demás, si no por una Real Orden de 1505 por lo que “disfrutamos” de una sede judicial que bien podría estar ahora en cualquier otro lugar.

Durante este último año, los granadinos hemos sido testigos y protagonistas de diversas reivindicaciones que han desembocado en manifestaciones multitudinarias. La defensa de “dos hospitales completos” ha marcado un antes y un después en este fenómeno social que, en algunas ocasiones y en el que ahora nos ocupa, cuenta con el apoyo masivo de partidos y personas que no dudan en sostener en el poder a gobiernos que privatizan la sanidad y el resto de los Servicios Públicos. Otro tanto sucede con la reivindicación de la capitalidad judicial, pero no cuando se reivindica el muy necesario final del aislamiento ferroviario de nuestra ciudad y su territorio.

Favorecer y apuntarse a determinadas reivindicaciones “porque sí”, para no quedar fuera de la foto y sin reflexionar por qué se producen y a qué intereses favorecen esas movilizaciones no es muy edificante ni tan siquiera serio. Es por ello que, desde el Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras (SAT), sindicato de izquierdas, andaluz, solidario y a pie de tajo analizamos cada una de ellas y, en función de este análisis y de la decisión adoptada por nuestras asambleas, actuamos en consecuencia. Desde el SAT entendemos que nuestra primera obligación como sindicalistas -empeñados en cambiar esta sociedad en que vivimos para conseguir las aspiraciones de justicia, trabajo y dignidad que demanda el pueblo andaluz- es la de conocer la realidad. Esta realidad nos muestra cómo muchos de aquellos que pusieron el grito en el cielo cuando, con la llegada de la Democracia, se crearon las diversas Universidades Andaluzas con la excusa de que se robaba a Granada su hegemonía universitaria en la Alta Andalucía (la Andalucía Oriental dirían ellos) ahora claman por un TSJA con todas las salas aquí, o defienden el mantenimiento de dos hospitales, los mismos que ellos privatizarían sin pestañear.

En el SAT conocemos muy bien cómo es aquello de “hacer el paseíllo” por Plaza Nueva y cruzar el umbral de la Chancillería para responder ante los magistrados a causa de luchar por la justicia social. Sabemos y padecemos las precariedades de los ocho juzgados de lo Social que existen en la provincia; sufrimos, como cualquier trabajador, los golpes de una justica viciada, politizada y falta de medios que no suele tratar por igual a ricos y a trabajadores.

Acompañar y tocar las palmas en campañas orquestadas por los elementos, partidos e instituciones más rancios, irracionales y conservadores de nuestra Granada, sólo conducen al “Sevilla nos roba” y otras zarandajas que no es otra cosa que la expresión histórica de la insolidaridad que siempre ha servido de excusa a gobernantes y burguesía granadina para justificar todos los males que nos aquejan y que suelen ser responsabilidad de ellos.

Del mismo modo que analizamos, debatimos, hicimos pública nuestra postura y participamos en las reivindicaciones por los “dos hospitales completos” en aras de la defensa de una Sanidad Pública andaluza y digna, ahora, desde el SAT, nos manifestamos públicamente diciendo que jamás nos van a encontrar en una manifestación que defienda exclusivamente la capitalidad judicial de Granada. Por cierto, tampoco estaría mal que aquellos que llaman a la ciudadanía a manifestarse en defensa de sus intereses particulares explicaran a los ciudadanos que, desde hace muchos años, existen salas de lo Penal y de lo Contencioso – Administrativo fuera de Granada y de su TSJA. Esto, obviamente, no lo van a hacer, pues ellos mismos firmaron sin rechistar la creación de estas salsas.

 

Paco Cabello

Portavoz Territorial del SAT de Granada

[1] La reina Isabel ordenó crear la Real Audiencia y Chancillería, el Tribunal Supremo de la época, con dos salas: una al norte del Tajo, en Valladolid, y otra al sur del rio, en Ciudad Real. En 1505, `pocos años después de la conquista del Reino de Granada, ordenó trasladar la sede de Ciudad Real a Granada, dada la relevancia otorgada por Castilla a la capital del reino conquistado y por el numerosísimo volumen de asuntos judiciales que se daban allí.

Convocatoria de Paro General el 8 de Marzo en Andalucía.

paro-mundial-8-de-marzo

Numerosas organizaciones sindicales a nivel mundial (entre ellas el SAT) hemos convocado el próximo 8 de Marzo, día internacional de la mujer trabajadora, un Paro General.

Desde el Sindicato Andaluz de Trabajadoras y Trabajadores (SAT) os comunicamos que el paro, convocado entre las 12 y las 12’30 horas, está convocado para toda Andalucía y legalizado y registrado ante la Autoridad Laboral. De esta manera se evita que se produzcan represalias de los empresarios y se facilita que todos/as los trabajadores puedan secundar el paro. Esto se extiende para todos los sectores productivos y centros de trabajo de nuestro país.
Los motivos por los cuales se convoca este Paro son:

1º.- Por una mejora en las condiciones laborales de todas las mujeres y en demanda del fin de la desigualdad laboral, salarial, de pensiones y de promoción profesional.
2º.- En reivindicación de leyes y medidas que conlleven la conciliación efectiva y real de la vida familiar y la vida personal.
3º.- Por el cese de la discriminación en el acceso al empleo y por la disminución sustancial de la tasa de paro femenina (muchísima más alta que la masculina).
4º.- Por la erradicación definitiva del acoso sexual en el ámbito laboral. Para que se acabe para siempre la precariedad laboral, la temporalidad y los contratos basura.
5º. Por una exigencia a Gobiernos y legisladores para que arbitren las medidas que hagan efectiva la igualdad entre sexos en el mundo del trabajo.

Desde el Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras (SAT) hacemos un encendido llamamiento a tos los trabajadores andaluces a que secunden el paro.
SAT
Unión Territorial de Granada

A %d blogueros les gusta esto: